Novedades

24 mayo 2021

FLORA MICOLÓGICA DEL BOLOMOR

El paraje conocido como El Bolomor presenta dos unidades paisajísticas principales el Barranc del Bolomor, un bello ejemplo de cañón rocoso con farallones y cinglos, y el Racó del Bolomor donde se abre y finaliza el primero, en su salida oriental hacia La Valldigna; favorecido por un roquedo y estratigrafía descendente. Entre ambos se sitúa la Cova del Bolomor dominando a derecha e izquierda ambos espacios en un fantástico paisaje de umbría.

En el Racó y en algunos años excepcionales se produce la eclosión de una rica, efímera y variada comunidad micológica durante breves días a consecuencia de las lluvias primaverales o del otoño, en especial durante el inicio de dichas estaciones. Hoy mostramos un conjunto de principios de septiembre de 2015 que no hemos vuelto a observar con tanta exuberancia y del que se han identificado media docena de setas (fot. 1).

AMANITAS, familia de setas muy numerosas con especies comestibles (reig, fariñera) y otras venenosas (pixacà, reig bord, fariñera borda, oronja verda) se han identificado con claridad la Amanita pantherina o pixacà, amanita pantera, falso galipierno (fot. 2) y otras Amanita sp- que posiblemente incluyan la Amanita phalloides o farinera borda, farinot (fot. 3, 4). En castellano oronja verde, cicuta verde, oronja mortal, mataperros o seta del diablo. Recordar que es la seta venenosa que más muertes produce en el mundo.

BOLETUS, de este género se ha identificado el Boletus regius o mataparent reial hongo real o podrigons (fot. 5, 6), asociado a bosques de encina y, principalmente, a los de roble, Suele aparece a principios de septiembre está considerado uno de los mejores boletus comestibles. Su sabor es agradable, dulce y con matices a avellana. Sin embargo, es una especie muy rara y protegida. Hoy los estudios genéticos como en otros campos la han renombrado como Butyriboletus regius.

-COLLYBIA, de este género se ha identificado la Collybia tuberosa que no posee nombre popular conocido posiblemente por su pequeño tamaño y nulo interés comestible. Los ingleses la llaman semilla o vástago de lenteja (fot. 7). Frecuente ocupa materia vegetal degradado, madera muerta, piñas, hojas y otros restos vegetales (saprofita). Forma grupos de muchos ejemplares en los otoños lluviosos.

 -MACROLEPIOTAS, las más frecuentes son las Macrolepiota procera, la Macrolepiota rhacodes, la Macrolepiota excoriata y la Macrolepiota mastoidea. Se pueden encontrar en otoño y en primavera en diversos hábitats. En Bolomor hemos hallado sin embargo la Lepiota Cristata o paloma pudenta, paloma petita, parasol maloliente (fot. 8). Aflora en grupos y es tóxica, no comestible.

-LYCOPERDON, este género del orden de Agaricales se llama popularmente pets de llop o esclatabufes, cuesco de lobo o bejín perlado. El más frecuente es el Lycoperdon perlatum. En Bolomor hemos hallado Lycoperdon excipuliforme que se confunde con el anterior y es conocido como bolet de peu llarg, hongo de manoplas o de tallo largo. Crece en otoño-invierno en el suelo bajo coníferas, frondosas y distintos tipos de matorral. Comestible de baja calidad cuando aún es joven y tiene la carne blanca es una especie relativamente abundante, se caracteriza por las verrugas cónicas (fot. 9).

TRICHOLOMA, este género tiene un gran número de setas del orden Agaricales no se ha podido definir la especie por su estado, Tricholoma sp. Suele aparecer en otoño e invierno en bosques de coníferas (fot. 10).

Tal vez los neandertales consumieron este tipo de recursos, circunstancia que desconocemos. Agradecer al buen amigo y sabio biólogo Agustín Moreno por su información.

|
Top